Piden nuevo muelle para Malabrigo


La destrucción parcial del muelle de Malabrigo ha paralizado las actividades económicas de más de mil trabajadores del lugar. En este sentido, un grupo de dirigentes y pescadores, encabezado por la alcaldesa Lupe León Flores, llegó a Trujillo para sensibilizar a las autoridades regionales sobre el grave problema por el que atraviesan.

Frente a la Casa de Gobierno, pedían –en voz alta–  que escuchen su clamor, su preocupación y su deseo de contar con un nuevo muelle. Los manifestantes gritaban y agitaban sus pancartas en el frontis de la sede regional.

En las pancartas se leían frases como: “Ing. César Acuña, el pueblo confía en usted”, “Urgente reparación de nuestro muelle”, “Demandamos urgente reparación de nuestro muelle”, “La pesca artesanal en Malabrigo está en crisis”, “Reparación urgente del muelle” y “Malabrigo está en Emergencia”.

DECLARATORIA DE EMERGENCIA

El consejero por la provincia de Ascope, Julio Miyamoto Saito, manifestó que en la sesión de concejo, desarrollada ayer, iba a solicitar la declaratoria de emergencia del muelle de Malabrigo. “Como el muelle no ha sido transferido, primero tenemos que declararlo en emergencia para luego emprender las gestiones ante el ejecutivo, a fin de obtener financiamiento para la construcción de una nueva infraestructura portuaria”, explicó el consejero.

Por su parte, la alcaldesa Lupe León Flores expresó su preocupación por la crisis que atraviesa la población de Malabrigo, al no contar con la principal herramienta de trabajo: el muelle pesquero. “Nos hemos cansado de maquillar la antigua infraestructura y ahora que está destrozada pedimos un nuevo muelle, pero mientras se hacen los estudios y se consigue el financiamiento, de urgencia se requiere acondicionar la infraestructura averiada, a fin de que los pescadores artesanales reanuden sus actividades”, expresó la autoridad edil.

COMPROMISO PRESIDENCIAL

Recordó que el presidente de la República Ollanta Humala Tasso tiene un compromiso histórico con Malabrigo, porque durante la sesión descentralizada  desarrollada en el 2014 en la provincia andina de Bolívar, el mandatario –ante el pedido unánime de los alcaldes provinciales – se comprometió a transferir definitivamente el muelle al Gobierno Regional y a la construcción de una nueva infraestructura portuaria. “Existen estudios técnicos de empresas nacionales e internacionales que señalan que Malabrigo es el lugar ideal para instalar un muelle nuevo, no sólo para actividades portuarias, sino para actividades agroindustriales, teniendo en cuenta la ejecución de la tercera etapa del Proyecto Especial Chavimochic. Nuestra producción de harina de pescado y agroindustria deberá embarcarse por nuestro muelle. Por algo los alemanes instalaron el muelle en este lugar”, reflexionó la autoridad edil. Comentó que inversionistas rusos, alemanes, chilenos y chinos están interesados en invertir en el terminal. “No debemos desaprovechar esta oportunidad, porque de esa manera se reactivará la economía del distrito de Rázuri y la provincia de Ascope”, expresó la alcaldesa León Flores.

¿ Y EL INTERÉS REGIONAL?

Resulta que mediante sesión de consejo regional, el 6 de agosto de 2013, acordaron “Declarar de necesidad pública e interés regional la modernización del muelle del terminal portuario Chicama en puerto Malabrigo”, lo cual no pasó de ser un acto meramente declarativo porque no hicieron nada para modernizar la infraestructura.

Siete días después, el mismo consejo volvió a escenificar un nuevo espectáculo: mediante acuerdo regional N.º 081–2013 disponen que se culmine con el proceso de transferencia del muelle.

Además, solicitan que la Gobernación Regional revise, evalúe  y haga suyo el proyecto de inversión pública: ‘Mejoramiento de la Infraestructura del Terminal Portuario de Chicama’, a fin de consolidar la declaración de viabilidad y continuar con la etapa de preinversión e inversión  (elaboración de expediente técnico y ejecución de la obra). En el mismo acuerdo sugieren que la obra se financie bajo la modalidad de obras por impuestos. Todo esto quedó en un acuerdo, porque en la actual emergencia que se encuentra nada de las acciones antes señaladas sirven para algo: “fue un saludo a la bandera”.

Gestiones sobre el mejoramiento de esta infraestructura se han realizado desde hace muchos años, pero hasta el momento ninguna ha surtido efecto. El muelle se caía a pedazos, razón por la cual se suspendió el embarque de harina de pescaso. No solo era incómodo el embarque, sino que se contaminaba la harina y muchas veces se perdía porque las condiciones no eran las adecuadas para el embarque a países extranjeros.

EVALÚAN DAÑOS

La alcaldesa Lupe León Flores informó que un grupo de técnicos de Enapu evalúan los daños en el muelle y luego emitirían su informe. De otro lado, informó que la gerencia y el presidente del directorio de Enapu convocó a las autoridades de Rázuri para una reunión en Lima. La cita está pactada para hoy, por lo que la burgomaestre dijo que viajará con un grupo de dirigentes pesqueros y autoridades de su pueblo.

Fuente: La Industria

Más Noticias

Valle Chicama 8717534760430612545

FACEBOOK

item